Cargando el contenido...

2018-08-27    21:09:45

Destaca organización alto rechazo de mexicanos a coacción del voto

México, 27 Ago (Notimex).- La organización Acción Ciudadana frente a la Pobreza indicó que más de 15 millones y medio de mexicanos rechazaron algún tipo de coacción o compra de su voto para favorecer a algún actor o partido político.

Alberto Cerdán presentó este lunes el estudio denominado “Democracia sin Pobreza”, el cual señala que la oferta de compra y coacción del voto podría haber llegado a 33.5 por ciento del electorado nacional, es decir aproximadamente a 29.9 millones de personas.

Sin embargo, debido a que 17.3 por ciento de ellos, es decir 15.5 millones de ciudadanos, rechazaron la oferta de dinero a cambio de su voto, por lo que “la compra de votos no alcanzó dimensiones que afectaran los resultados en las urnas”.

Ante Lorenzo Córdova, consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Mariclaire Acosta Urquidi, presidenta del Sistema Anticorrupción, y Joel Salas Suárez, comisionado del Inai, Alberto Cerdán informó que fueron 707 los reportes que la gente hizo en las 32 entidades, de las cuales en 31 estados eran entregas de artículos diversos, principalmente despensas, que correspondió a 19 por ciento y 40 por ciento fue entrega dinero en efectivo, entre otros delitos.

En el auditorio "Digna Ochoa" de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, se resaltó que el precio del voto se estableció de la siguiente manera, el mínimo fue de 500 pesos, seguían mil o mil 500, pero las cantidades llegaron a ser hasta de 10 mil pesos, como ocurrió en la capital del país.

“A 10 millones de mexicanos les ofrecieron despensas; a 3.6 millones les proponían darles dinero, a 2.6 millones les ofrecieron materiales de construcción, y a 2.7 millones les dieron gorras, playeras y juguetes. Esto habla de una cantidad de recursos que de algún lado tuvo que salir”, dijo.

También indicó que a 600 mil les ofrecieron una tarjeta con beneficios futuros, y a un número similar de ciudadanos les ofrecieron inscribirse a programas sociales, en tanto que a 500 mil electores les ofrecieron becas o útiles escolares.

En su oportnidad, el consejero presidente del INE resaltó que en la elección más grande de la historia se reportó las más baja cantidad de quejas, pues en los 10 meses que duró el proceso electoral pasado, se presentaron ante esa autoridad 20 quejas, por falta del principio de imparcialidad; 11 quejas por compra y coacción del voto, y solo cuatro por uso político electoral de programas sociales.

Lo que ocurrió el 1 de julio es una gran lección para los teóricos o quien dice que en México la voluntad ciudadana no se respeta y que no hay condiciones para el ejercicio del voto, porque lo que se vio el domingo 1 de julio, “fue el ejercicio masivo del voto libre”.

Afirmó que en estas elecciones se dirimió el destino del país mediante el voto libre, por lo que “tenemos una ciudadanía cada vez más empoderada".




NTX/ERM/MTG/VOTO/NAL/